Confianza en Dios – Evangelio de Hoy

El Evangelio de Hoy
Sabado 13 de Julio de 2013
Auténtica confianza en Dios porque no hay nada secreto
santo Evangelio según san Mateo 10, 24-33

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus apóstoles: «El discípulo no es más que el maestro, ni el criado más que su señor. Si al señor de la casa lo han llamado Satanás, ¡qué no dirán de sus servidores!

No teman a los hombres. No hay nada oculto que no llegue a descubrirse; no hay nada secreto que no llegue a saberse. Lo que les digo de noche, repítanlo en pleno día, y lo que les diga al oído, pregónenlo desde las azoteas.

No tengan miedo a los que matan el cuerpo, pero no pueden matar el alma. Teman, más bien, a quien puede arrojar al lugar de castigo el alma y el cuerpo.

¿No es verdad que se venden dos pajaritos por una moneda? Sin embargo, ni uno solo de ellos cae por tierra si no le permite el Padre. En cuanto a ustedes, hasta los cabellos de su cabeza están contados. Por lo tanto, no tengan miedo, porque ustedes valen mucho más que todos los pájaros del mundo.

A quien me reconozca delante de los hombres, yo también lo reconoceré ante mi Padre, que está en os cielos; pero al que me niegue delante de los hombres, yo también lo negaré ante mi Padre, que está en los cielos».

Oración
Señor Jesús, Tú eres mi principio y mi fin, te amo como mi Salvador, confío en Ti, en tu gran amor y misericordia. No tengo porque temer a nada ni a nadie. Confío en que con tu gracia sabré ser fiel, por ello, en esta oración te suplico que aumentes mi fe. Concédeme esa fe que me permita ver todo como venido de tu mano amorosa.

Petición
Ayúdame a caminar por la senda de una fe viva, operante y luminosa.

Meditación de El Evangelio de Hoy
Auténtica confianza en Dios porque no hay nada secreto

«Me gustaría hacer hincapié en otro aspecto de la actitud de Pedro en la cárcel; se observa, en efecto, que mientras la comunidad cristiana ora fervientemente por él, Pedro, “dormía”. En una situación así crítica y de serio peligro, es una actitud que puede parecer extraña, pero que denota tranquilidad y confianza; él se fía en Dios, sabe que está rodeado por la solidaridad y la oración de los suyos y se abandona totalmente en las manos de Señor. Así debe ser nuestra oración: asidua, en solidaridad con los demás, confiando plenamente en que Dios nos conoce en el fondo y cuida de nosotros al punto que –dice Jesús– “hasta los cabellos de sus cabezas están todos contados. Así que no teman…”. Pedro vive la noche del cautiverio y de la liberación de la cárcel como un tiempo de su seguimiento al Señor, que vence las tinieblas de la noche y libera de la esclavitud de las cadenas y del peligro de la muerte»

Reflexión
«El hombre humilde sabe mirarse a sí mismo con verdad y serenidad, para reconocer los dones recibidos de Dios y también las propias limitaciones y miserias. En este sentido, el examen asiduo de la propia vida, a la luz de Dios, constituye un medio eficacísimo para crecer en la humildad»

Diálogo
Jesús, reconocerte siempre y ante todos, no es fácil. Los ataques vienen de todos los lados: la familia, los amigos, los compañeros de trabajo, los medios de comunicación. Frecuentemente deseo que fuera más fácil vivir mi fe, pero entonces recuerdo que tampoco fue fácil para Ti. Ayúdame a no quejarme, a recordar siempre que mi sacrificio es insignificante ante el Tuyo. Dame fuerza para atreverme a ser un testigo valiente y coherente. No permitas que me olvide que cuento en todo con tu Santo Espíritu, que el amor del Padre me protege y tu amistad me sostiene.

Propósito
Buscar un tiempo para meditar el salmo 27.

«Amparado en Cristo, lánzate, sin respeto humano, sin miedo, sin temor al fracaso, a la batalla apostólica, en la seguridad de que Cristo te acompaña y protege»

El Evangelio de Hoy
Sabado 13 de Julio de 2013
Auténtica confianza en Dios porque no hay nada secreto
santo Evangelio según san Mateo 10, 24-33

One Response

  1. ana flores Responder

Reply