El amor de Dios es infinito

El amor de Dios es infinito
santo Evangelio según san Juan 14, 7-14
Sabado 27 de Abril de 2013
El Evangelio de Hoy

En aquel tiempo, Jesús dijo a sus discípulos: «Si ustedes me conocen a mí, conocen también a mi Padre. Ya desde ahora lo conocen y lo han visto».

Le dijo Felipe: «Señor, muéstranos al Padre y eso nos basta». Jesús le replicó: «Felipe, tanto tiempo hace que estoy con ustedes, ¿y todavía no me conoces? Quien me ha visto a mí, ha visto al Padre. ¿Entonces por qué dices: “Muéstranos al Padre”? ¿O no crees que Yo estoy en el Padre y que el Padre está en mí? Las palabras que Yo les digo, no las digo por mi propia cuenta. Es el Padre, que permanece en mí, quien hace las obras. Créanme: Yo estoy en el Padre y el Padre está en mí. Si no me dan fe a mí, créanlo por las obras.

Yo les aseguro: el que crea en mí, hará las obras que hago Yo y las hará aún mayores, porque Yo me voy al Padre; y cualquier cosa que pidan en mi nombre, Yo la haré para que el Padre sea glorificado en el Hijo. Yo haré cualquier cosa que me pidan en mi nombre».

Palabra del Señor.

Oración
Jesús, gracias por el don de mi fe. Sabes que yo creo, pero quiero que mi fe crezca, porque Tú eres fuente de paz que derrama su gracia para que tenga la sabiduría y la fuerza para seguir tu camino. Confío en tu misericordia, Tú sabes que es lo que más necesito hoy, por eso te pido que sepa reconocer tu presencia en mi vida.

Petición
Señor Jesús, ayúdame a experimentar el amor de Dios, para amar más tu voluntad.

Meditación de El Evangelio de Hoy
El amor de Dios es infinito
El amor es un proceso que no termina.

God is love is real Dios es amor

«En efecto, nadie ha visto a Dios tal como es en sí mismo. Y, sin embargo, Dios no es del todo invisible para nosotros, no ha quedado fuera de nuestro alcance. Dios nos ha amado primero, dice la citada Carta de Juan, y este amor de Dios ha aparecido entre nosotros, se ha hecho visible, pues “Dios envió al mundo a su Hijo único para que vivamos por medio de él”. Dios se ha hecho visible: en Jesús podemos ver al Padre. […] El encuentro con las manifestaciones visibles del amor de Dios puede suscitar en nosotros el sentimiento de alegría, que nace de la experiencia de ser amados. Pero dicho encuentro implica también nuestra voluntad y nuestro entendimiento. El reconocimiento del Dios viviente es una vía hacia el amor, y el sí de nuestra voluntad a la suya abarca entendimiento, voluntad y sentimiento en el acto único del amor. No obstante, éste es un proceso que siempre está en camino: el amor nunca se da por “concluido” y completado; se transforma en el curso de la vida, madura y, precisamente por ello, permanece fiel a sí mismo»

Diálogo con Cristo
Señor, el «ver para creer» no aplica en la vida espiritual, por eso te suplico me permitas experimentar tu presencia en la oración, en la Eucaristía y en las personas con las que hoy voy a convivir. Sé mi camino, mi verdad y mi vida. Sé mi modelo, mi punto de referencia y mi fuerza pues sin Ti no puedo hacer nada, contigo lo puedo todo.

Propósito
Hoy, por cada fallo en mi trato con los demás, haré dos actos de amor.

«No te preocupes de otra cosa sino de conocer más y más a Cristo. Conocerlo para amarlo y amarlo para imitarlo»

El amor de Dios es infinito
santo Evangelio según san Juan 14, 7-14
Sabado 27 de Abril de 2013
El Evangelio de Hoy

No Responses

Reply